Portada del dirario Meridiano
Domingo 27 de Mayo de 2018

Tenis

Foto: Twitter (@MutuaMadridOpen)
Foto: Twitter (@MutuaMadridOpen)
Tenis

Petra Kvitova se corona en Madrid

Sábado 12| 3:49 pm


EFE.

Nadie había conseguido ganar el Premier Madatory de Madrid tres veces hasta que la checa Petra Kvitova derrotó este sábado en la final del Mutua Madrid Open a la holandesa Kiki Bertens, por 7-6 (6), 4-6 y 6-3 en la final, para lograrlo y conseguir el título más importante de su carrera después de la agresión sufrida en su domicilio de Prostejov en diciembre de 2016.

Al límite de sus fuerzas, la jugadora checa se hizo con su cuarto título de la temporada (San Petersburgo, Doha y Praga), y el 24 de su carrera, al doblegar a Bertens, 20 del mundo, que disputaba su primera final de un torneo de este nivel, en dos horas y 52 minutos, la más larga del historial de este evento desde que comenzó en 2009.

Ante una jugadora que tenía en su bolsillo cuatro títulos sobre tierra y que ha disputado 58 partidos sobre esta superficie desde 2016, Kvitova mostró al final su gran experiencia para hacerse con la victoria número 30 esta temporada.

Bertens quería convertirse en la segunda jugadora no cabeza de serie en ganar este torneo (Aravane Rezai en 2010) y salió muy segura, hasta colocarse con una ventaja inicial de 4-2, e incluso tuvo un punto para adelantarse 5-2.

Su recorrido en tierra esta temporada, con 11 victorias y una sola derrota hasta la final de hoy, posibilitó su solidez frente a la número diez del mundo, que esperó su momento para contraatacar.

Kvitova fue siempre por debajo en este primer set hasta que logró el desempate. Allí cerró ese parcial a la tercera oportunidad, y al conseguirlo su gritó tronó en la Caja Mágica tras una hora y 14 minutos de lucha.

La holandesa se había significado esta semana por su gran resto, rompiendo 24 saques hasta la final, y bajo su raqueta habían caído la letona Anastasija Sevastova (15), la danesa Caroline Wozniacki (2), la rusa Maria Sharapova y la francesa Caroline Garcia (7).

Bertens, entrenada por el exjugador de Copa Davis Raemon Sluiter, rentabilizó la rotura del séptimo juego para igualar el encuentro, después de 42 minutos. Luego, con el techo ya cerrado, el duelo fue más físico que técnico y Kvitova, con un vendaje en su muslo derecho, jugó bajó mínimos, mostrando signos de agotamiento.

Una rotura en el quinto juego dio aire a Kvitova (4-2) pero la incansable Bertens rompió a continuación sin rendirse. Petra volvió a quebrar en el octavo (5-3) y consolidó por fin su servicio al siguiente para lograr su gran victoria.

La doble ganadora de Wimbledon tiene ahora motivos para ser feliz. Su carrera parecía acabada cuando el 20 de diciembre de 2016 fue agredida en su apartamento de Prostejov, a 260 kilómetros de Praga, por un hombre de 35 años armado con un cuchillo.

La checa sufrió lesiones graves en los tendones, nervios y falanges de la mano izquierda, el ladrón se llevó 200 euros, y la inactividad le costó a ella salir del 'top ten'.

Fue sometida a una operación de más de tres horas y reapareció en Roland Garros al año siguiente, donde cayó en segunda ronda. Luego, en Birmingham, en el segundo torneo que disputaba después de la agresión, ganó su primer título tras el incidente, al superar en la final a la australiana Ashleigh Barty por 4-6, 6-3 y 6-2.

Entrenada por Jiri Vanek, el de este sábado ha sido el más importante de su carrera después aquel suceso, aunque en su palmarés brillan los dos Wimbledon logrados en 2011 y 2014.

Ganadora en Madrid en 2011 y 2015, por la victoria de este sábado recibió un cheque por 1,190 millones de euros. Y aparecerá este lunes en la octava posición mundial, y en la segunda de la Carrera a Singapur, solo aventajada en ésta por la danesa Caroline Wozniacki.

Bertens cobró 583.725 euros y figurará en el 15 de la WTA el lunes, el mejor de su carrera.

Tenis

Foto: Twitter (@MutuaMadridOpen)
Foto: Twitter (@MutuaMadridOpen)
Tenis

Petra Kvitova se corona en Madrid

Sábado 12| 3:49 pm

EFE.

Nadie había conseguido ganar el Premier Madatory de Madrid tres veces hasta que la checa Petra Kvitova derrotó este sábado en la final del Mutua Madrid Open a la holandesa Kiki Bertens, por 7-6 (6), 4-6 y 6-3 en la final, para lograrlo y conseguir el título más importante de su carrera después de la agresión sufrida en su domicilio de Prostejov en diciembre de 2016.

Al límite de sus fuerzas, la jugadora checa se hizo con su cuarto título de la temporada (San Petersburgo, Doha y Praga), y el 24 de su carrera, al doblegar a Bertens, 20 del mundo, que disputaba su primera final de un torneo de este nivel, en dos horas y 52 minutos, la más larga del historial de este evento desde que comenzó en 2009.

Ante una jugadora que tenía en su bolsillo cuatro títulos sobre tierra y que ha disputado 58 partidos sobre esta superficie desde 2016, Kvitova mostró al final su gran experiencia para hacerse con la victoria número 30 esta temporada.

Bertens quería convertirse en la segunda jugadora no cabeza de serie en ganar este torneo (Aravane Rezai en 2010) y salió muy segura, hasta colocarse con una ventaja inicial de 4-2, e incluso tuvo un punto para adelantarse 5-2.

Su recorrido en tierra esta temporada, con 11 victorias y una sola derrota hasta la final de hoy, posibilitó su solidez frente a la número diez del mundo, que esperó su momento para contraatacar.

Kvitova fue siempre por debajo en este primer set hasta que logró el desempate. Allí cerró ese parcial a la tercera oportunidad, y al conseguirlo su gritó tronó en la Caja Mágica tras una hora y 14 minutos de lucha.

La holandesa se había significado esta semana por su gran resto, rompiendo 24 saques hasta la final, y bajo su raqueta habían caído la letona Anastasija Sevastova (15), la danesa Caroline Wozniacki (2), la rusa Maria Sharapova y la francesa Caroline Garcia (7).

Bertens, entrenada por el exjugador de Copa Davis Raemon Sluiter, rentabilizó la rotura del séptimo juego para igualar el encuentro, después de 42 minutos. Luego, con el techo ya cerrado, el duelo fue más físico que técnico y Kvitova, con un vendaje en su muslo derecho, jugó bajó mínimos, mostrando signos de agotamiento.

Una rotura en el quinto juego dio aire a Kvitova (4-2) pero la incansable Bertens rompió a continuación sin rendirse. Petra volvió a quebrar en el octavo (5-3) y consolidó por fin su servicio al siguiente para lograr su gran victoria.

La doble ganadora de Wimbledon tiene ahora motivos para ser feliz. Su carrera parecía acabada cuando el 20 de diciembre de 2016 fue agredida en su apartamento de Prostejov, a 260 kilómetros de Praga, por un hombre de 35 años armado con un cuchillo.

La checa sufrió lesiones graves en los tendones, nervios y falanges de la mano izquierda, el ladrón se llevó 200 euros, y la inactividad le costó a ella salir del 'top ten'.

Fue sometida a una operación de más de tres horas y reapareció en Roland Garros al año siguiente, donde cayó en segunda ronda. Luego, en Birmingham, en el segundo torneo que disputaba después de la agresión, ganó su primer título tras el incidente, al superar en la final a la australiana Ashleigh Barty por 4-6, 6-3 y 6-2.

Entrenada por Jiri Vanek, el de este sábado ha sido el más importante de su carrera después aquel suceso, aunque en su palmarés brillan los dos Wimbledon logrados en 2011 y 2014.

Ganadora en Madrid en 2011 y 2015, por la victoria de este sábado recibió un cheque por 1,190 millones de euros. Y aparecerá este lunes en la octava posición mundial, y en la segunda de la Carrera a Singapur, solo aventajada en ésta por la danesa Caroline Wozniacki.

Bertens cobró 583.725 euros y figurará en el 15 de la WTA el lunes, el mejor de su carrera.

TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR