Portada del dirario Meridiano
Domingo 22 de Abril de 2018

Cotilleo Deportivo

Foto: Referencial
Foto: Referencial
Cotilleo Deportivo

Barry Bennell recurre la sentencia a 31 años de cárcel

Martes 10| 1:17 pm


EFE

La defensa del exentrenador inglés Barry Bennell ha recurrido este martes la sentencia del Tribunal de la Corona de Liverpool, que lo condenó a 31 años de prisión por medio centenar de abusos sexuales a menores.

El tribunal británico -Liverpool Crown Court- sentenció el pasado 19 de febrero a Bennell, de 64 años, por abusar, entre 1979 y 1991, de 12 niños de entre 8 y 15 años.

Según han confirmado hoy los abogados del antiguo técnico, quien se ha cambiado el nombre a Richard Jones, van a recurrir la sentencia alegando el mal estado de salud del imputado: "El tiempo en la cárcel será más difícil para nuestro defendido que para alguien sin estos problemas (de salud)", explicó la defensa.

De acuerdo a la abogada principal, Bennell, que padeció cáncer en el pasado y tuvo varias operaciones para extirpar un tumor de la lengua, está en la actualidad tomando una medicación contra la ansiedad.

Barry Bennell trabajó en el Crewe Alexandra y tenía vínculos cercanos con el Manchester City, el Stoke City y con varios clubes del noroeste de Inglaterra.

El juez del tribunal de Liverpool, Clement Goldstone, calificó a Bennell durante el dictamen como el "diablo encarnado".

El extécnico ya había sido declarado culpable por abuso a menores de edad en tres ocasiones más en el Reino Unido y en Estados Unidos.

Cuando tenía 44 años, tras admitir 23 cargos de abusos a niños de entre 9 y 15 años, fue condenado a nueve años de prisión.

En 2015 fue sentenciado a dos años de cárcel por abusar de un niño de 12 años en un campamento de fútbol en la localidad de Macclesfield (noroeste de Inglaterra).

Cotilleo Deportivo

Foto: Referencial
Foto: Referencial
Cotilleo Deportivo

Barry Bennell recurre la sentencia a 31 años de cárcel

Martes 10| 1:17 pm

EFE

La defensa del exentrenador inglés Barry Bennell ha recurrido este martes la sentencia del Tribunal de la Corona de Liverpool, que lo condenó a 31 años de prisión por medio centenar de abusos sexuales a menores.

El tribunal británico -Liverpool Crown Court- sentenció el pasado 19 de febrero a Bennell, de 64 años, por abusar, entre 1979 y 1991, de 12 niños de entre 8 y 15 años.

Según han confirmado hoy los abogados del antiguo técnico, quien se ha cambiado el nombre a Richard Jones, van a recurrir la sentencia alegando el mal estado de salud del imputado: "El tiempo en la cárcel será más difícil para nuestro defendido que para alguien sin estos problemas (de salud)", explicó la defensa.

De acuerdo a la abogada principal, Bennell, que padeció cáncer en el pasado y tuvo varias operaciones para extirpar un tumor de la lengua, está en la actualidad tomando una medicación contra la ansiedad.

Barry Bennell trabajó en el Crewe Alexandra y tenía vínculos cercanos con el Manchester City, el Stoke City y con varios clubes del noroeste de Inglaterra.

El juez del tribunal de Liverpool, Clement Goldstone, calificó a Bennell durante el dictamen como el "diablo encarnado".

El extécnico ya había sido declarado culpable por abuso a menores de edad en tres ocasiones más en el Reino Unido y en Estados Unidos.

Cuando tenía 44 años, tras admitir 23 cargos de abusos a niños de entre 9 y 15 años, fue condenado a nueve años de prisión.

En 2015 fue sentenciado a dos años de cárcel por abusar de un niño de 12 años en un campamento de fútbol en la localidad de Macclesfield (noroeste de Inglaterra).

TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR